Noticias

Por fortuna, en la actualidad entidades como la UNICEF y varios gobiernos de América Latina han concluido que los programas de intervención durante la niñezproporcionan valiosos...

Atención a la primera infancia


Por fortuna, en la actualidad entidades como la UNICEF y varios gobiernos de América Latina han concluido que los programas de intervención durante la niñez, proporcionan valiosos beneficios que incluyen una mayor igualdad de oportunidades entre hombres y mujeres, mayores tasas de participación laboral femenina, menores tasas de fecundidad y mejor acceso a los servicios de salud. 

La promoción del desarrollo de la primera infancia es una solución regional que brinda beneficios tanto inmediatos como a largo plazo, la evidencia muestra que los beneficios son sustancialmente mayores que los costos.

De acuerdo con el comunicado emitido por la UNICEF,  el desarrollo de la primera infancia está ganando terreno como una estrategia clave para superar la pobreza y la inequidad socioeconómica en América Latina, por esta razón las nuevas políticas de la región incluyen ampliar la inversión en el desarrollo de la primera infancia.

En 2001, Miguel Urrutia, Director del Banco de la República de Colombia, concluyó que una educación creciente es un determinante fundamental del rápido crecimiento económico en la región.

Numerosas investigaciones demuestran que para superar la pobreza, mejorar los resultados educativos y ampliar la productividad, los países deben “comenzar por el principio” ofreciendo programas de calidad para la atención prenatal y la educación, servicios integrales de desarrollo de la primera infancia, apoyo y educación para padres , cuidado infantil y educación preescolar, y transiciones efectivas a la escuela primaria.

Colombia ha sido uno de los países que ha liderado en la región de América Latina, servicios de desarrollo de la primera infancia desde comienzos de los años setenta, y ha sido el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (ICBF) el ente encargado de realizar una investigación acerca de servicios integrales de salud, nutrición y estimulación de lactantes demostrando la importancia de la inversión en servicios integrales para la primera infancia en familias afectadas por la pobreza extrema y la desnutrición.

Como resultado de esta investigación se decidió implementar la creación de Hogares Comunitarios en toda Colombia desde el año de 1987, con el objetivo de atender a mujeres embarazadas e infantes desde el nacimiento hasta los cinco años de edad, con el fin de ayudar a la erradicación la pobreza y ampliación en la cobertura de servicios para padres y madres trabajadores, con altos índices de vulnerabilidad.

Adicionalmente en el marco del Plan Nacional de Desarrollo 2010-2014: Prosperidad para todos y la Estrategia de 0 a Siempre, ha sido el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar el encargado de coordinar la prestación de servicios de educación inicial en el marco de una atención integral de la primera infancia, como parte de una apuesta fundamental del gobierno nacional por superar la inequidad social y reducir la pobreza en el territorio colombiano, a través de Centros de Desarrollo Infantil, creados para atender y promover un desarrollo integral a través de la educación inicial, con el apoyo de profesionales idóneos en temas relacionados con los diferentes componentes de la atención integral y cuidado, y de la generación de oportunidades de expresión y comunicación.

Estos centros se caracterizan por ser abiertos a la comunidad donde los niños y niñas aprenden a vivir juntos, a conocer, querer y respetar a los demás, además se afianzan las normas básicas de convivencia y de reconocimiento y respeto del propio ser, de los demás y la diversidad, de esta forma se logra garantizar sus derechos mediante la construcción de bases para una vida de bienestar que garantizan el acceso a la salud y la creación de hábitos saludables, la generación de espacios en condiciones higiénico sanitarias para la salud de niños y niñas y el consumo de los alimentos requeridos (nutrientes) para su edad, así como el seguimiento del desarrollo nutricional, educación acorde a la edad (basada en juegos y exploración del medio) y desarrollo  integral que promueve el desarrollo corporal, socioemocional, cognitivo, artístico y comunicativo.

Las etapas para acceder a nuevos cupos para beneficiarios, según comunicado d Instituto Colombiano de Bienestar Familiar,  incluyen:

  • Solicitud de cupo: La familia beneficiaria realizará la solicitud ante la unidad de servicio (Centro de Desarrollo Infantil) o ante el Centro Zonal del ICBF.
  • Asignación de cupo: la unidad de servicio envía las solicitudes de cupo al Centro Zonal, donde se verificará en las listas de potenciales beneficiarios y listas de espera que el solicitante este incluido en ellas. Los cupos serán asignados según el grado de vulnerabilidad de los niños y niñas.

  • Publicación de listas: una vez asignados los cupos, el listado será́ publicado en lugar visible en la respectiva unidad de servicio.

  • Formalización del cupo: Hace referencia a la utilización del cupo por parte del niño o niña al cual le fue asignado, el cupo se formaliza con la presentación de la documentación e inscripción del infante en la respectiva unidad.

Artículos consultados:

http://www.icbf.gov.co/portal/page/portal/Descargas1/AnexoTecnico-Contratacion-PrimeraInfanciav2.pdf

http://www.unicef.org/lac/Gran_Escala_UNICEF_Vargas_Baron.pdf